Hoteles cerca de Agdal en Marrakech

Buscar hoteles cerca de Agdal

Hoteles cerca de Agdal en Marrakech, Marruecos

Situado al sur del centro de Marrakech, Agdal ofrece un respiro de los abarrotados zocos y laberínticas calles turísticas que componen el histórico barrio de Medina. Ésto no quiere decir que vaya a estar muy lejos de la acción ya que, si te hospedas en uno de los hoteles de Agdal te encontrarás a muy poca distancia en coche del corazón de la ciudad, pudiendo llegar a la Medina y disfrutar de las modernas tiendas y bares del barrio de Gueliz en cualquier momento. Además, Agdal posee un gran encanto histórico, más allá de muchas zonas verdes.

Atracciones turísticas de Agdal


Arquitectos visionarios del siglo XII dispusieron los intrincados caminos de los jardines de Agdal, una vasta extensión de tierra llena de árboles que desafían a los rayos de sol que abrasan la ciudad. Es demasiado complejo para llamar la atención de todos los turistas, si bien su atractivo natural ofrece un respiro de las caóticas calles de la ciudad. Cerca de los hoteles de Agdal en Marrakech podrás encontrar las Tumbas Saadi, las cuales cuentan con 1500 años de antigüedad y que disponen de un mausoleo que cuenta con más de 60 miembros de la realeza.

Moverse por Agdal


Las calles alrededor de los hoteles de Marrakech en Agdal son estrechas callejuelas y avenidas principales que filtran el tráfico en el centro de la ciudad. Los autobuses privados y públicos, junto a una gran red de trenes, pueden tomarse desde aquí. Si ya conoces suficientemente bien Agdal, puedes coger un taxi que te lleve a otros pueblos y distritos. Para ello, podrás disfrutar de un sistema de taxis privados compartidos cerca de las estaciones de tren y autobús. Una vez te encuentres dentro de la Medina, la mejor opción es caminar.

Consejos turísticos para Agdal


Ir de compras en Marrakech es una experiencia poco común. Tendrás multitud de sitios donde elegir una vez salgas de tu hotel en Agdal. En la parte superior de este barrio, cerca del centro de la ciudad, el Souk El Bahja es lugar de paso habitual para los turistas. Se trata de un laberinto de puestos coloridos y sombrillas de mimbre envuelto en un aroma de frutos secos con especias que debes perderte. Es un lugar ensordecedor durante el día, con una inmensa cantidad de vendedores ambulantes de utensilios artesanales típicos.