Hoteles en Cervia

Buscar hoteles en Cervia

Hoteles en Cervia

Cómo encontrar los mejores hoteles en Cervia con Venere

En el noreste de Italia, bañada por las aguas del Adriático, Cervia se levanta entre el verde paraje del delta del Po y la blancura de sus reservas salinas. Las poblaciones anexas que integran la ciudad —Milano Marittima y Pinarella— convierten Cervia en un destino turístico de reconocido atractivo. Con blancas playas y verdes pinares, encontrarás una belleza natural que se complementa a la perfección con una rica cultura local. La infinidad de alojamientos en Cervia denota que se trata de un lugar inmejorable para descubrir la bonita región de la Romagna. Conocedores de su potencial, queremos que explores la localidad italiana y su entorno con todas las comodidades. Desde Venere te lo ponemos fácil, porque hemos seleccionado un diverso conjunto de hoteles en Cervia entre los que te será muy fácil decidirte antes de hacer la reserva mediante nuestra web o por teléfono. ¡Prepárate para gozar al máximo del litoral adriático!

¿Cómo es Cervia?

Cervia es una población históricamente unida a la obtención de las sales minerales. Una tradición que se hace evidente en su paisaje y espacios dedicados a la promoción de esta actividad. Para conocer mejor el funcionamiento de las reservas salinas, durante tu paso por uno de los hoteles en Cervia, no puedes dejar de visitar el Parco della Salina, el paraje natural en el que verás el proceso de obtención de las sales. Aprende sobre la importancia del patrimonio cultural de esta industria en la ancestral Salina Camillone, así como contemplando los objetos expuestos en el Museo del Sale. Te recomendamos que también visites la Torre San Michele y el antiguo Faro del puerto. Luego, pasea por el centro histórico hasta la céntrica Piazza Garibaldi, donde te maravillarás con la ordenada arquitectura de la Cattedrale y la sencillez del Palazzo del Municipio. Si quieres descubrir algo más de la vida tradicional de Cervia visita la Antica Pescheria, en la Piazza Carlo Pisacane, el centro de la actividad comercial de ayer y de hoy.

Consejos para llevarse bien con los habitantes de Cervia

Durante tu estancia en Cervia, la ciudad te brindará una hospitalidad casi familiar. Aunque estés cómodamente alojado en uno de los hoteles en Cervia, también podrás pasar desapercibido entre sus habitantes acudiendo a la Piazza Carlo Piscane, conocida por los lugareños como "piazzeta delle erbe". Antiguo epicentro de intercambios comerciales, que en la actualidad se mantiene como uno de los lugares más encantadores de la ciudad, y en torno al que revolotea la actividad de la población. Los lugareños conocen esta plaza por ser la primera en la que se vendió la famosa piadina romagnola al aire libre. Nosotros te recomendamos que pruebes la que se cocina a base de la sal dulce, obtenida en las reservas salinas de la zona. En Cervia es tan apreciada que es conocida como "el oro blanco". Tal y como te sucederá con el resto de la villa, te sorprenderás de lo placentero que puede resultar algo tan sencillo.