Hoteles en Foz

Buscar hoteles en Foz

Hoteles en Foz

Cómo encontrar los mejores hoteles en Foz con Venere

Situada en plena mariña lucense, Foz es una pequeña localidad que, en verano, duplica su población con la llegada de numerosos visitantes que vienen atraídos por sus paisajes y las magníficas playas que ofrece su costa. Extensos arenales blancos para relajarte al sol, parajes naturales de gran valor ecológico, antiguos castros que miran al mar y pueblos cercanos que esconden joyas del Románico son solo algunos de sus encantos. Si quieres descubrirlos, pasa unos días en los hoteles en Foz que Venere ha seleccionado para ti y disfruta de una estancia en Foz perfecta, entre el mar y la montaña. La ría de Foz, en la desembocadura del río Masma, ofrece un entorno espectacular que combina el respeto al medio ambiente con una excelente oferta turística. En la playa urbana A Rapadoira, encontrarás todos los servicios que necesitas y en las terrazas de su paseo marítimo tendrás la oportunidad de degustar la rica gastronomía gallega, contemplando la fuerza del Cantábrico.

¿Cómo es Foz?

Foz es un pueblo marinero que ha sabido conservar su esencia. Su ría ha dado origen a dos playas urbanas, en torno a las que gira la vida diaria. A Rapadoira es la más extensa, de arena blanca y protegida por un espigón llamado el Paseo de Laredo, perfecto para caminar disfrutando de la brisa, hasta llegar al pequeño faro. Muy cerca, tienes también la de Llás, abierta al Cantábrico y rodeada de dunas y vegetación autóctona. Alójate unos días en los hoteles en Foz para relajarte en estas playas, muy alejadas del turismo masivo. Recorre el agradable Paseo da Ribeira para visitar la zona del puerto. Por el camino que bordea la costa, encontrarás distintas esculturas que recuerdan el vínculo que existe entre Foz y el mar: los monumento al Marinero, a los Náufragos y a las "Pescantinas" (las vendedoras de pescado). Entre las visitas cercanas que puedes hacer desde tu alojamiento en Foz, hay que destacar la Basílica de San Martiño, situada en Mondoñedo, y el impresionante Castro de Fazouro.

Consejos para llevarse bien con los habitantes de Foz

Son muchos los atractivos que hacen de Foz un destino vacacional perfecto para descansar, pasar buenos ratos y descubrir parajes naturales de gran belleza. Quédate unos días en los hoteles en Foz y lo comprobarás. Estás en un pueblo tranquilo pero con suficientes restaurantes y bares donde saborear los productos gallegos que dan el mar y la Ría. Siéntate en alguna de las terrazas del Paseo Colón, mirando la playa A Rapadoira y prueba la caldereta do Bisbo, repleta de mariscos, o el pulpo a bras (a la brasa).Si quieres un plato contundente, pide un cocido gallego. Aprovecha las posibilidades de ocio y deporte que te ofrece el mar. Acércate al club náutico de Foz e infórmate sobre las actividades a tu alcance. Si te gusta el senderismo, tienes rutas maravillosas tanto por la costa como por el interior. El Valle del Ouro y sus rincones secretos te sorprenderán.